Improvisación de lo cotidiano

16.01.2018

Lo que más he amado de la interpretación, ha sido tocar la vida de las personas y transformarlas. Sin embargo, uno también puede tocar la vida de alguien en lo cotidiano, durante una conversación. Una que le haga volver a su camino, a su propósito. El guión de la vida es una improvisación constante y, como todo actor, se trata más de escuchar que de hacer el show. Cuando escuchamos a otro ser humano, también nos damos tiempo para escuchar nuestro corazón. Entonces, llegan las palabras y el mensaje del corazón, las cuales impactan en el otro latir. Así me sorprendió hoy la improvisación del arte cotidiano.